GLA
Suscripciones
GLA

¡Cuidado animales, el traficante Wong esta suelto!

por Maren Figaredo W,

¿Sabías que la venta legal e ilegal de animales raros y en peligro de extinción es mayor al contrabando de armas y la segunda en tamaño al narcotráfico? Se estima en  cuatro billones de dólares al año en la venta de animales y plantas exóticas y en peligro de extinción.

No solo nos encontramos en la época con mayor número de extinciones de especies de todos los tiempos, sino que el ingenio para contrabandear estas especies cada vez es más perspicaz. No obstante la corrupción de los funcionarios es vulnerable como sucede con la subdirectora de División de Cumplimiento de la Ley de Perhilitan, de Flora y Fauna de Malasia, Misliah Mohamad Basir, (siendo una de las personas que toman las decisión definitivas de la vida silvestre en el planeta),  al facilitar los trámites para los negocios del traficante de reptiles más peligroso del mundo, Anson Wong.

Como los animales no pueden defenderse y es un tema que poco se sabe, las sentencias al manejo ilegal de éstos, son mucho menores de las que reciben los narcotraficantes, sin hablar que las cantidades estratosféricas de dinero que manejan son muy similares, siendo sumamente lucrativas.

Anson Wong, es uno de los traficantes, contrabandista de fauna  (en particular de reptiles) y flora  con mayor poder en el mundo. Personaje que ha tenido acceso a cualquier animal que uno pueda imaginar y a muchas especies, que muchos ni sabíamos que seguían en extinción como el caso del ave  Miná de Bali o de la guacamaya de Spix, volátil que se creía extinta, diciendo que recientemente había vendido tres. Información de la Revista Nacional Geographic. Por el otro lado, autoridades internacionales pasaron décadas tras su captura, lograda el 14 de septiembre de 1998 en el Aeropuerto Internacional de la ciudad de México pero al final pagó una multa de 12.5 millones de dólares. Pasa casi 6 años en prisión sin importar estar tras rejas, su negocio sigue funcionando, generando millones de dólares, quedando al cargo su esposa Cheah Bing Shee y ya puesto en libertad regresó al negocio, incluso más a fondo, ahora con fines de traficar tigres, sabiendo que solo quedan 4000 en existencia. Entonces ¿porque este hombre está de nuevo en libertad antes de tiempo, sigue en el comercio de vida salvaje y está apunto de abrir el zoológico Flora y Fauna Village? Sabiendo que teniendo un zoológico le facilitará los cabos para terminar con más hermosas y únicas especies.

Las cosas como funcionan en el mundo del contrabando de vida salvaje es la siguiente: esconden los animales en los cargamentos, naturalmente, sobornan a los funcionarios de Aduanas como de Medio Ambiente, falsifican documentos, administran instalaciones de crianzas falsas, para decir que los animales y plantas, son producto de la caza furtiva fueron criados en cautiverio, manejan zoológicos para así  desplazar en contrabando tranquilamente animales con permiso de CITES (Convención de Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora silvestre) a su convenio. “Principal acuerdo internacional concertado entre los gobiernos . Tiene por finalidad velar por que el comercio internacional de especímenes de animales y plantas silvestres no constituye una amenaza para su supervivencia.” *1 Por ejemplo dicta que en el Apéndice I, tigres y orangutanes, están en peligro de extinción por lo tanto, su comercio esta prohibido. El Apéndice II, se clasifican los que son menos vulnerables, que aún pueden negociarse bajo permisos especiales. Las especies del Apéndice III, cuentan con la protección de la CITES.

Existen 71 tipos de reptiles en peligro de extinción. De acuerdo a World Wild Fund for Nature. Y uno de ellos es el Dragón de Komodoro, de los reptiles más escasos existentes, siendo un Ápéndice I. “Pues cabe mencionar que Wong vende a cualquier país, estos dragones, tuátaras de Nueva Zelanda, aligátores chinos y tortugas de espolones de Madagascar, entre otros. Por ejemplo estas tortugas las enviaba a Estados Unidos ocultas en portafolios, con las patas ajustadas con cinta adhesiva dentro de su caparazón, envueltas en calcetines negros y metidas en el fondo de cargamento de reptiles legales.”*2 Que culpa tienen estos pobres animalitos.

Es difícil nombrar un animal o vegetal exótico que no haya sido comerciado legal o ilegalmente, ya sea por su pelaje, para hacer pieles (moda), sus órganos, carne, canto, como mascota o ingrediente para fines medicinales y de perfumería. Es catastrófica la cantidad de millones de dólares al año que Estados Unidos, China, Europa y Japón gastan en la compra de vida salvaje.

Y al final de cuentas son pocos los que atrapan y sus castigos son modestas multas equivalentes a estacionarse en línea roja, por ejemplo. Entre más raro sea el producto, más cuesta. Así que nos sirva esta historia como  una llamada de atención a cuidar, querer y respetar nuestros animales y plantas. Todo tiene su sentido, su importancia en la cadena alimenticia del planeta que habitamos.

MF

 

 

 

*1 http://www.cites.org/esp/index.shtml

*2 Christy, Brian. National Geographic. El comercio de vida silvestre en Asia. Enero de 2010. Vol. 26. Núm. I.

*3 Mangol, Tom. Threat to rare species. http://news.bbc.co.uk/audiovideo. Programe Panorama BBC news. Animal Underworld. 25 de febrero, 2001.


Comunicabos S.C, con domicilio en Márquez de León s/n casi esq. ampliación Zaragoza, Col. 5 de Febrero, San José del Cabo, BCS, México
utilizará sus datos personales recabados para el envío exclusivamente de nuestros boletines electrónicos. Para mayor información
acerca del tratamiento y de los derechos que puede hacer valer, usted puede acceder al aviso de privacidad integral a través de Aviso de Privacidad.

Todos Los Derechos Reservados Comunicabos 2018 - Creación y Mantenimiento de Sitio Web por Acadep