27°C

Los Cabos

Clear

Humidity: 67%

Wind: 28.97 km/h

banner

Suscripciones

27°C

Los Cabos

Clear

Humidity: 67%

Wind: 28.97 km/h

banner

Ultimo Minuto:

Los Desastres Naturales y el Turismo

peterLos huracanes recientes de Estados Unidos y del Caribe, el terremoto de Méjico, e inundaciones en varias partes de Europa debe servir para recordarnos de nuevo que gran parte de la industria del turismo depende de la Madre Naturaleza.

Aunque tendemos a centrar más la seguridad turística en acciones humanas como el terrorismo o la delincuencia, estos actos de la naturaleza son tan o más mortíferos que los actos perpetrados por los seres humanos.

Tendemos a usar términos como "Actos de Dios" o "Desastres Naturales", pero en realidad muchos de estos desastres son tanto el resultado de una mala planificación y una mala gestión del riesgo, que no los resultados de los actos de la propia naturaleza.

Con demasiada frecuencia la humanidad ha construido hoteles demasiado cerca del mar o en las líneas de falla del terremoto. A menudo estamos más interesados en el aspecto de la comercialización de la ubicación, de lo que estamos en la comprensión de los riesgos de la ubicación y lo que tenemos que hacer para mitigar esos riesgos. Demasiados profesionales del turismo no saben qué preguntas hacer y a quién preguntar, cuáles son las consecuencias humanas, legales y económicas de un riesgo, y cómo reaccionar en caso de que un riesgo se materialice.

 Este mes se centra en algunos de los elementos esenciales de la comprensión de estos riesgos y algunas de las menos exitosas y mejores prácticas durante un desastre natural.

Algunos conceptos básicos

-Cada lugar tiene su propio conjunto de riesgos; ¡conózcalos!

Aunque no hay lugar sin algún riesgo, los riesgos dependen a menudo de la geografía de una localidad. Eso significa que no es suficiente entender que hay algún riesgo en un complejo turístico de playa que esté situado junto a una gran masa de agua, como un océano. También hay que tener en cuenta otros factores. Los responsables y empleados de turismo necesitan comprender las corrientes de aire, la topografía local, las ubicaciones de los ríos, las ubicaciones de las centrales eléctricas, las plantas de desalinización de agua, las condiciones de las carreteras y el número de rutas potenciales que pueden utilizarse para evacuar.

- Conozca no sólo el riesgo de su propia ubicación, sino también los riesgos de sus vecinos. Un riesgo a menudo pasado por alto es que su ubicación puede convertirse en un centro de evacuación de un desastre natural en una ciudad, estado o nación vecina. ¿Cómo va a hacer frente a una evacuación a gran escala en su localidad? ¿Tiene un plan para mezclar a los visitantes con el evacuado y qué problemas imprevistos podría implicar tal evacuación?

-Nunca pase por alto el potencial de una crisis de salud. Durante una crisis, a menudo estamos tan preocupados por las necesidades básicas que dejamos de tener en cuenta los estándares de salud adecuados (o al menos mínimos) y los medicamentos en su lugar. Los centros de evacuación pueden contener miles de personas, algunas de las cuales pueden tener resfriados simples u otras enfermedades. En estas zonas cercanas, estas enfermedades pueden convertirse rápidamente en epidemias que causan dolor y sufrimiento adicionales.

Lecciones aprendidas

-Estemos preparados antes de que ocurra la crisis. Tan pronto como se sabe que puede ocurrir un desastre natural, traiga el mayor número posible de suministros. Asegúrese de que usted tiene lugares que son seguros para el almacenamiento y han pensado tanto en un sistema de distribución cómo en algún sistema de triaje o racionamiento.

-Regresar a lo básico y desarrollar sistemas de entrega. Esto significa que la electricidad puede no estar garantizada y soluciones simples a menudo son preferibles. ¿Hay suficientes abrelatas manuales, ¿tienen ventiladores de mano si no hay electricidad? ¿Hay alguna manera de comunicarse si las torres de comunicaciones fallan o son destruidas? A menudo la falta de lo más simple de los equipos, puede causar los mayores problemas.

- Obtener el control de la narrativa y la sonrisa. Lo último que un lugar turístico quiere hacer es convertirse en una víctima. Esté preparado para contar su historia y el lenguaje corporal debe ser tan conmovedor como las palabras. Alentar las sonrisas, cuanto más positivo sea el lenguaje corporal, más altos serán los niveles de cooperación.

Enfatizar un sentido de comunidad. Cuantas más personas tienen un sentido de ayudar a su vecino junto con un sentido de auto-confianza, más rápida será la recuperación. Los desastres naturales traen sufrimiento. Sin embargo, el sufrimiento se puede reducir si las personas tienen un sentido de comunidad, combinada con una actitud de poder hacer.

-Controlar la narración. En la reciente crisis del huracán Harvey, gente de todo el mundo se sorprendió de lo bien que los tejanos se trataron entre sí y sus invitados, y esta actitud positiva de poder se convirtió en la principal narración. En Nueva Orleáns, por otra parte, la narrativa era de desamparo personal y esta narrativa negativa ha impactado en la recuperación de la ciudad. Houston impulsó el liderazgo personal. La gente no esperó a la policía, sino que tomó el control y se convirtió en adjuntos de la policía. El sentido de comunidad mantuvo al mínimo tanto el sufrimiento como los actos delictivos.

-Tener un solo "libro de jugadas" y asegurarse de que todos los primeros respondedores, ya sean de la ciudad, del estado, o del gobierno nacional saben lo que sus colegas están haciendo. Los funcionarios de turismo deben estar informados continuamente entre ellos. Nunca olvidar que los visitantes no sólo se enfrentan a todas las dificultades que los lugareños se enfrentan, sino que también tienen menos recursos y mayores niveles de ansiedad con las que hacer frente.

Los primeros socorristas también son humanos. Durante un desastre natural, los primeros socorristas están arriesgando sus vidas para salvar a otros. La industria del turismo no sólo necesita estar al servicio de estas personas durante la crisis, sino también después de que la crisis haya terminado. Los primeros socorristas deben ser tenidos en cuenta y ninguna cantidad de dinero puede compensar el peligro en el cual no sólo se colocan ellos, sino también a sus amigos y familiares.

- Conocer a los líderes empresariales de manera regular. La recuperación de un desastre natural depende no sólo de la ayuda gubernamental sino también de las empresas locales. Hay que tener un plan en el lugar, que permitirá a las empresas, especialmente las farmacias y tiendas de alimentos, volver a la normalidad de los negocios tan pronto como sea posible. Una vez que el suministro de los servicios básicos está restablecido, se pueden atender otras necesidades secundarias.

-Pensar previamente qué papeleo tendrá que hacerse antes de la crisis. Toda crisis tiene una cierta cantidad de papeleo burocrático. Tener preparada la mayor cantidad de papeleo posible completado y listo para ir lo más rápido posible. Obtener autorizaciones pre-escritas, tener órdenes establecidas a lo largo de la cadena de mando y tener prioridades establecidas mucho antes de que llegue una crisis.

-Diga la verdad.  Una industria del turismo que miente sobre su condición no sólo perderá credibilidad, sino que tomará tiempo extra para recuperar su reputación y la confianza del público. Sea sincero sobre cuáles son los problemas y luego explique en términos simples y comprensibles lo que está haciendo para solucionar estos problemas y cuál será su plazo de recuperación razonable.

Todas las preguntas o sugerencias acerca de "Probaditas Turísticas" deben ser dirigidas al Dr. Peter E. Tarlow a: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Etiquetado Como los cabos turismo huracanes