GLA

Suscripciones

GLA

PARTIDOS 2

CANDIDATOS_DEL_PAN_copy.jpg

Los riesgos de ser conductor en la transpeninsular

Todos los días recorro la transpeninsular, algunas ocasiones hasta cuatro veces al día. Casi podría decir que la conozco como la palma de mi mano. Mientras conduzco, observo como lo hacen los demás.
Sé que no es nuevo decirlo, pero a menudo lo hacen a exceso de velocidad... ¡Cual pista de la fórmula uno!. Incluso, me ha pasado que yendo por el carril de baja velocidad hay quienes no guardan una distancia pertinente, sientes que literal te "echan el carro encima"... Hay quienes también por más que se les dice, por más que se hacen campañas, van manejando hablando por celular o peor aun, leyendo o hasta ¡contestando mensajes!.

Y es que claro, nos sentimos tan capaces que vemos casi imposible que hacer esa acción, pudiera tener una consecuencia.

Otra cuestión son los peatones. La gran cantidad de desarrollos, establecimientos comerciales y demás, ha hecho que el flujo de personas que atraviesan la transpeninsular crezca. Desde colaboradores hasta turistas. 
A la par, los accidentes por atropellamiento también han ido en incremento, por lo menos uno por mes reportan autoridades. En muchos puntos hay puentes y poco se utilizan, en otros de plano no existen y son necesarios.

Pero eso no es todo, por si esos riesgos no fueran pocos, la semana pasada de noche, me topé con la presencia de ganado.

Sí, venia de regreso de San José y pasando el puente del Tule, justo en un tramo en el que una luminaria estaba apagada, en pleno camellón, había una manada de vacas. Apenas logré verlas a lo lejos. Afortunadamente en ese momento no cruzaron. Eran alrededor de ocho a diez. Al voltear al retrovisor vi que algunos autos que venían atrás, sí tuvieron que frenarse de imprevisto, puesto que ya estaban  cruzando la carretera.
No hay reportes de que hubieran podido causar un accidente, pero  vaya...¡En qué peligro constante estamos!.
 
Desafortunadamente se hace poco o casi nada por evitar que este tipo de situaciones ocurran. 
 
El año pasado realizaba una investigación sobre el tema. 
 
Primero, me topaba con que no hay estadísticas que digan cuántos accidentes se registran por esta causa, lo anterior me decían que porque la gente cuando tiene un accidente de este tipo, difícilmente lo denuncia por temor. ¿Sabe de que?; ¡De que el dueño le cobre los daños ocasionados al semoviente!.
 
También encontraba que hay la opción de que los ganaderos instalen cercos a la orilla de los caminos para así evitar que los semovientes deambulen sobre la carpeta asfáltica. No obstante, los ganaderos argumentaban no tener recurso para hacerlo.
 
Luego, en el 2016 en el Congreso del Estado se presentó un punto de acuerdo para que protección civil y el consejo estatal de prevención de accidentes implementaran un programa de prevención de accidentes causados por semovientes. Cuestión que no encontré registro de que se hubiera hecho.
 
También, encontré que había una iniciativa donde se planteaba multar hasta con 80 mil pesos a los dueños de ganado que provoquen accidentes en carreteras de la entidad.  Lo último que supe fue que estaba en análisis, pero pues ya nada se ha sabido sobre el tema y mucho menos, fue aprobada.
 
Parece que solo cuando ocurren este tipo de accidentes es cuando se empiezan a tomar cartas en el asunto, y el tema se vuelve a poner en agenda; pero pasando los días, pareciera que quienes tienen la responsabilidad de hacer algo se les olvida, le dan carpetazo y asunto olvidado.
 
Pues mientras una cosa u otra sucede, no nos queda más que manejar con precaución y ser en verdad conductores responsables. 
 
Sobre esto, únicamente encontré  que el consejo estatal de prevención de accidentes recomienda que si se transita de noche, no exceda límites de velocidad, pues la visibilidad es muy limitada y prácticamente los semovientes no se ven. Además de que al ir a exceso de velocidad hay menor oportunidad de poder maniobrar y evitar impactarse con ellos.
 
Recuerde siempre, al conducir no solo se pone nuestra vida en riesgo, sino también la de los demás. No se convierta en estadística. O ¿Usted qué opina?
 
AN

Lo mas actual...